Fotografía de Clínicas Dentales Alborés
Información de interés

Implantes dentales

Fotografía de Clínicas Dentales Alborés

El mejor implante que existe es la raíz del propio diente. Siempre se debe intentar conservar el mayor número de piezas posible.

Los implantes dentales son pequeños dispositivos artificiales de titanio que se insertan en el hueso del maxilar superior e inferior. Su aspecto puede ser el de un cilindro hueco o tornillo.

Los implantes se unen al hueso mediante un proceso denominado “osteointegración”, y actúan como soporte para los dientes artificiales de reemplazo, asumiendo las funciones que antes cumplían los dientes naturales.

Las restauraciones con implantes se llevan a cabo en varias fases:

  • Estudio y planificación: es necesario realizar un análisis médico y odontológico de la situación de cada paciente. Se ha de evaluar la salud dental, la forma de vida, la calidad ósea del maxilar o de la mandíbula y los hábitos de higiene.
  • Colocación quirúrgica de los implantes en el hueso: es una intervención que generalmente puede realizarse en la consulta bajo anestesia local. Se corta la mucosa de la encía y se labra un lecho en el hueso en el que se introduce el implante con toda precisión. Una vez colocado, se sutura la encía quedando el implante completamente cubierto por ella.
  • Cicatrización: los implantes tienen que integrarse en el organismo. Esta unión al hueso se produce en la denominada fase de osteointegración, que dura al menos 1,5 meses.
  • Toma de impresiones para la realización de la prótesis: una vez que los implantes se han unido sólidamente al hueso se toma una impresión de los implantes en su situación en la boca para la confección de la prótesis definitiva.
  • Confección de la prótesis: el tipo de restauración más adecuada a cada caso es variable. Las restauraciones abarcan desde la corona, para reemplazar un solo diente, hasta las dentaduras completas removibles o fijas, pasando por los puentes que reemplazan varios dientes.

Situaciones que contraindican la colocación de implantes

La colocación de implantes está contraindicada en los siguientes casos:

  • Pacientes con una higiene oral muy deficiente.
  • Pacientes afectados por una dependencia al alcohol o las drogas.
  • Pacientes con enfermedades generales o sometidos a determinados tratamientos que puedan interferir en la cicatrización normal de los tejidos tras la cirugía (diabetes incontrolada, radioterapia o quimioterapia...).

Advertencias para el postoperatorio

Primera semana tras la implantación:

  • No coma ni tome bebidas calientes hasta que haya recuperado la sensibilidad en la zona anestesiada.
  • Evite cualquier esfuerzo físico (ejercicio corporal, levantar objetos pesados, participar en actividades deportivas…).
  • Procure hablar lo menos posible durante dos días.
  • No beba café ni alcohol durante los dos primeros días. Evite fumar.
  • No mastique con el área de los implantes y evite las comidas duras.
  • Enjuáguese la boca con agua templada después de cada comida. No se enjuague muy frecuente ni con mucha intensidad.
  • Límpiese los dientes de la forma habitual, salvo en la zona de los implantes. No utilice cepillos eléctricos ni irrigadores orales.

Después de retirar la sutura y durante 6 semanas:

  • No toque los implantes con los dedos ni juegue con ellos con la lengua.
  • Cepíllese los dientes y enjuáguese con agua templada.
  • No utilice cepillos eléctricos ni irrigadores orales.
  • Evite en lo posible los esfuerzos físicos durante 6 semanas. Esto es especialmente importante si nota pulsaciones en el implante.